Posteado por: aliciaenelpaisdelasmascarillas | agosto 19, 2010

Entre truenos y platillos – Daniel Barenboim en Bogotá

Entre truenos y platillos – Daniel Barenboim en Bogotá

El domingo pasado se presentó Daniel Barenboim con su orquesta Divan este-oeste en Bogotá, en el teatro del centro cultural Julio Mario Santodomingo. Apenas el viernes anterior, luego de anunciar en Facebook durante toda la semana que pagaría un ojo por una boleta para el concierto, conseguí entradas.

En efecto, las boletas se agotaron el mismo día que salieron al mercado. Los 1300 afortunados miembros del público – la crema y nata bogotana, mezclada con estudiantes y familias completas –  llegamos al teatro varios minutos antes, todos bien ataviados para la ocasión, simulando una gala de música clásica en Viena para ver dirigir a alguno de los grandes compositores clásicos: una imagen digna de Amadeus.

El público vibraba de excitación y aplaudió como ovacionando la presentación ya concluida cuando la orquesta, seguida del maestro, entró al escenario. “Nada de fotos y por favor apaguen los celulares” había dicho la grabación justo después del tercer y último llamado. Pero, aún así, cuando el director levantó la batuta para dar inicio a la Sinfonía número 6 de Beethoven, “La Pastoral”, alguien pretendió captar el momento que a todos los presentes cortaba la respiración y Daniel Barenboim se volteó súbitamente sacudiendo su batuta en señal de que, cuando él dirige, queda prohibida la recolección de evidencia visual del hecho.

Y empezó la música. La Pastoral es conocida como la obra que dio inicio a la corriente de “música programática”, es decir música que pretende contar una historia determinada: que tiene un programa. La Pastoral que tocó ese día la orquesta Divan este-oeste -iniciando algo más lento que la en la famosa grabación de Karajan con la filarmónica de Berlín – fue verdaderamente magnífica. No fue sino que la música empezara para que todos sintiéramos como el sonido de la orquesta, de asombrosa unidad y armonía, como un único instrumento, nos transportaba a ese recorrido por un río, a esa fiesta de campesinos, a esa tormenta que aguó la celebración. El paisaje que orquestó Beethoven hace tantos años.

De esa ensoñación despertaba al final de cada movimiento cuando, en el silencio que prepara la nueva escena, se oía la tos, hasta entonces reprimida, que necesariamente acompaña a los que vivimos en este clima bogotano. Vale aclarar que el sueño, al escuchar música, es – para mí – un excelente síntoma. Es evidencia de que ella ha logrado su cometido y ha transportado al espectador a su esfera, ha relajado el cuerpo de forma tal que quedarse absolutamente quieto durante 45 minutos no resulta ningún problema y que los truenos de los platillos, en vez de despertarme, me hacían querer correr para escapar de la lluvia.

La segunda pieza, Sinfonía número 7 de Beethoven, fue pasada de corrido sin descansos entre movimientos, con una destreza en el manejo del carácter y de las dinámicas de la obra que no dejó duda alguna de la unicidad de la presentación de la que éramos testigos.

Menos mal el lunes siguiente fue festivo, porque, me tomó casi hasta el medio día volver de ese estado contemplativo a este típico del siglo XXI, en el que, cuando truena, no escucho platillos que evocan tormentas campestres, sino que saco el paraguas y continúo con la marcha saltando entre charcos.

Oruga

Anuncios

Responses

  1. […] situación en que tengan que trabajar unidos por un fin común. La orquesta de Daniel Baremboim, que estuvo en Bogotá hace poco, o las orquestas juveniles del Maestro Abreu en Venezuela son perfectos ejemplos de esto. Toman […]


Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

Categorías

A %d blogueros les gusta esto: